7 pasos para elaborar un plan de acción

Ejercicios y aprendizaje con... Coaching Coach Ontológico Mentoring Éxito Pnl

Buenos días y bienhallad@:

¿Qué tal este comienzo de febrero? Espero que esta entrada te resulte útil para llevar a cabo tus deseos.


1. Es fundamental definir tus objetivos, e idóneo si están acordes con tus valores personales, como digo cada vez que tengo posibilidad.

Para que, tanto en el camino como en la llegada, seas feliz. Que ames tanto tu propósito como para disfrutar de buscarlo y pelearlo.

2. Analiza tu punto de partida real:

Qué recursos tienes (contactos, dinero, apoyo…), de cuánto tiempo dispones para dedicar a cumplir tu objetivo, etc.
Porque para saber adónde quieres llegar, como en el GPS, necesitas poner una dirección de partida y una de llegada.

3. Establece paso a paso todas y cada una de las acciones necesarias para conseguir tu propósito.

Puedes partir de la acción mínima imprescindible para acercarte a tu propósito, de tal manera que todos los días puedas realizar algo para ello.

Por ejemplo: quiero hablar inglés. Una acción mínima podría ser (te invito a que busques tú también ejemplos aplicables): escuchar 5 minutos de radio-películas-series en versión original, aprender una palabra nueva, buscar y contactar con una persona nativa para hablar, buscar y encontrar una buena academia, ir un día a clase, etc.

Lo bueno de la acción mínima es que puedes hacer una o varias, con lo que cada vez estás más cerca de conseguir lo que deseas.


4. Anota al lado de cada acción el esfuerzo que representa para ti, así como los recursos necesarios:

Siguiendo el mismo ejemplo:
- Escuchar 5 minutos: Dificultad para mí: 3 (puedo hacerlo yendo al trabajo). Coste económico: 0 (si voy a la biblioteca, por ejemplo).
- Hablar con un nativo: Dificultad: 7 (me da vergüenza hablar mal). Coste económico: 20 euros/hora o intercambio de otra hora por otra actividad que yo domine.
- Etc.
Ten en cuenta que necesitarás más refuerzo positivo en las que sean para ti menos agradables de realizar. Tranquilidad (y perseverancia).

5. Plantéate objetivos semanales mínimos reales:

Mejor decir “voy a ir a clase un día a la semana” y cumplirlo, (aunque la mayoría de las veces asistas dos veces), que “voy a ir a todas las clases“, y faltar un día y comenzar un camino de inasistencia. Recuerda: hablamos de mínimos, el máximo depende de ti.

6. Prémiate regularmente:


Y recuerda: que el premio sea compatible con tu objetivo. Revisa también regularmente tus objetivos y tus avances, sobre todo si el camino es largo en el tiempo.

7. Desea y ama hacer lo que haces.

El secreto del éxito consiste en que llegue un momento (mejor si es el punto de partida), en el que realmente quieras y tengas ganas de realizar lo que te has planteado como buen propósito. Es decir: que llegue el momento de ir al gimnasio y te alegres por ello, etc.





Tengo pensado hablar en próximas entradas del emprendizaje, ya que parece que se ha puesto de moda como alternativa al paro.

Ahora bien, ¿Tienes espíritu emprendedor o prefieres un salario? Es importante conocer qué prefieres y te hace feliz. Hablaremos de las características de las personas que hemos sido/somos/seremos autónomos-as y de otras muchas cosas.

Virginia Castanedo

7 pasos para elaborar un plan de acción
Creatividad y Educación emocional
Sesiones individuales y grupales
sendarte.arteterapia@gmail.com
679 664 693- 946 022 836
Canal de Youtube: http://www.youtube.com/user/VirginiaCastanedoE?feature=mhee